“El que tiene padrino se bautiza”

Por Iván Antonio
Jurado Cortés
Actualmente en el
mundo existen diferentes regímenes políticos para gobernar a la humanidad, se
menciona al partido único o asamblea popular, parlamentario,
parlamentario-monárquico y presidencialista; este último habilitado en Colombia
desde el gobierno del libertador Simón Bolívar
.

Al Estado colombiano
lo conforman tres ramas, ejecutiva, legislativa y judicial; la primera con
funciones especiales que prácticamente influye en las decisiones de los otros
poderes. Nuestra Constitución Política Nacional a pesar de ser extraída de la
estructura gubernamental de Estados Unidos, es muy diversa; prestándose para el
amparo de leyes que conllevan al retroceso de la sociedad y la función pública
.
Cuando se hace uso del
voto como instrumento democrático para elegir a las autoridades a los diferentes
estamentos públicos, simplemente se les ratifica como líderes, encomendándoles
una gran responsabilidad para administrar, coadministrar o legislar de acuerdo
a una normatividad establecida, reafirmada en principios morales y cívicos en
beneficio de toda la sociedad; más no se les da poder para que se apropien de
las entidades estatales o de los bienes de carácter público
.
Desafortunadamente en
nuestro país esta actividad, que a propósito se tipifica como delito, se ha
convertido en sana costumbre. En el momento es común escuchar frases como:
“Amigo! Me imagino que ya tiene todos los papeles en regla, ahora lo llevo
donde el congresista tal… para que el doc. hable con el director o el gerente
de la entidad, y de esta manera lo ubiquen y empiece a camellar…”
.
Las preguntas caen por
su propio peso, ¿cuál será la autonomía que tienen las entidades o dichas
personas cuando se las nombra para dirigir o administrar? ¿Porque carajo se
tiene que rendirle pleitesía a un sinvergüenza congresista o candidato para que
dé la venia y proseguir en la aspiración laboral? ¿Será que tienen acciones en
dichas instituciones?
En fin,… todo se ha convertido en una mafia para
beneficiar intereses de poder netamente particulares.
Pero el problema se
concentra más en la clase legislativa, son ellos quienes tienen “el sartén por
el mango”, determinando por los destinos laborales de muchísimos colombianos,
que aún abrigan la inocente esperanza de ingresar a una entidad oficial sin
ningún “palancazo”
. La consecuencia de esta diligencia clientelista, egoísta y
mafiosa se refleja en las malas gerencias o administraciones; conllevando al
detrimento del erario estatal, deterioro de la sociedad y cimentación de
actitudes mediocres y sin retorno.
Con lo anterior
simplemente se concluye que en el país del ‘Corazón de Jesús’, “el que tiene
padrino se bautiza”; y los que no, continuaran esperando y confiando que los
verdaderos padrinos sean las mismas cualidades intelectuales y/o empíricas,
articuladas con la voluntad de prestar un buen servicio
.
Cada vez la
desconfianza del constituyente primario aumenta en contra de los procederes
políticos de sus dirigentes
; hecho que pone en duda la gestión y buenas
acciones de contadas personas inmersas en la vida pública. Las leyes son
flexibles y quienes las dirigen mucho más, permitiendo que los aspirantes a
reelegirse y elegirse, alimenten permanentemente la mafia clientelista y de
poder.
Domingo, enero 26 de
2014
Este es un espacio de opinión destinado a
columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas
pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a
este fin por el blog Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición
de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

1 thought on ““El que tiene padrino se bautiza”

  1. Mas claro no puede estar, muy buen comentario, pero esto a muchas personas que piensan con el estómago, y que pena decirlo algunos son profesionales mediocres que ven en el político una salida a su precaria necesidad ya que el sistema educativo en Colombia no capacita al estudiante para producir si no para que le den el puestico, para que siga arrodillándose a unos corruptos corruptos, que muchas veces tienen un mas bajo perfil esto no puede continuar así la juventud tiene que despertar y pensar en su futuro y no ocuparse de cosas vanas como lo están haciendo hoy en día.
    Digamosle un rotundo no estas próximas elecciones al continuismo
    ya que a estos corruptos de siempre ya se los conoce nada han hecho por este pueblo solo aprobar leyes para jodernos mas.

    [email protected]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.