¿Y qué ha pasado con “El senador” Gabriel Camargo?

Desde Nod

Por Alejandro García Gómez
pakahuay@gmail.com
“Eso anda mal, eso no da nada
económicamente ni nada (sic), aparte de los problemas que hay con las mujeres;
son más ‘tomatragos’ que los hombres y da (sic) problemas. Pregúntenle a los
del Huila como (sic) están [de] arrepentidos de haber ganado el título (de la
Copa Libertadores femenina) y por haberle invertido tanta plata al equipo”.
(…). “Fuera de eso, (el fútbol femenino) es un caldo de cultivo del
lesbianismo, ¡tremendo!”, manifestó el señor Gabriel Camargo presidente y mayor
accionista del Deportes Tolima (El Heraldo, Barranquilla, 20.XII.18). El
rechazo fue inmediato, aunque los tonos variaron: desde indignación hasta
cómicas ambigüedades. P. Ej., La vice Marta Lucía Ramírez dijo: “Que haya
mujeres juntas en un equipo no las vuelve lesbianas”; ¿la sutileza podría
traslucirse en que quizá, según su criterio moral y ético, el lesbianismo (y
otras formas sexuales no usuales) son un riesgo social? “[…]… no las vuelve
lesbianas” (¡!)
.

Volvamos a las actuaciones del señor
Camargo (o “senador”, como lo llaman y pareciera que le gusta, aunque dejó de
serlo hace tiempos) vienen de antes. Veamos: En 2004, El periódico EL MUNDO, de
Medellín, siguió el drama del futbolista Alexander “Pelusa” Orrego quien había
pertenecido al Deportes Tolima, pero en 2003 jugó con el equipo Envigado. Hasta
ahí normal el negocio futbolero profesional. Según el diario, el equipo
tolimense (¿o sea Camargo?) le quedó debiendo al jugador $24 millones (¿con o
sin intereses de un año de no pago?, no se aclara). ¿Qué ocurrió entonces? No lo
escogen para ellos, pero tampoco se le permite trabajar en el que está
interesado en el torneo 2004, el club Envigado. Cuando el jugador advierte
tutelar su derecho al trabajo, el Tolima (¿Camargo?) manifiesta que “cedía sus
derechos deportivos”. Pero la verdad no contada era que “Camargo […] a cambio
[de sus derechos deportivos] exigió el no pago de la deuda a Orrego
” (ibíd
14.II.04).El jugador no cede, antes hace otra denuncia: “que a él le
descontaron, durante los cuatro años que actuó con el Tolima lo concerniente a
pensión y salud pero que ahora no aparece registrado ese tiempo ante las
empresas que administran tales servicios” (Ibíd) (¿¡Esto no es irregular, por
decir lo menos?!).
17.II.04 (ibíd.): “…su situación
[de Orrego] no ha variado, es decir no le dan el aval para que… actúe con el
Envigado […] Algo raro había con la gentileza del ‘Senador’ Gabriel Camargo
que declaró que le entregaban los derechos deportivos al profesional
”. 18.II.04
(ibíd.): El jugador viaja –al parecer, el día anterior- a Ibagué “para tratar
de solucionar su situación […] con ‘El Senador’ Gabriel Camargo”. Al parecer,
la idea era que el jugador “perdone” los 24 millones de la deuda a cambio del
pase, es decir comprarlo, pero el jugador “no está en condiciones ni interesado
en hacerlo”. 19.II.04 (ibíd.): “Y el ‘Senador’ se volvió a salir con la suya.
Alex ‘Pelusa’ Orrego tuvo que renunciar a los 24 millones de pesos que le debía
el Tolima para recibir la documentación y poder jugar este torneo con el
Envigado. El jugador, que había viajado a Ibagué para solucionar el tema […]
no tuvo otra salida que aceptar las condiciones […]” (ibíd.).
También Antony Silva -arquero
paraguayo al servicio del Tolima- en febrero 2014 tuvo su viacrucis allí –con
otros jugadores de ese y otros equipos- por el supuesto problema de negarse a
firmar un documento en donde la Dimayor, aparentemente, entraba a hacer
exigencias relacionados con el tema laboral y la justicia colombiana, no
sabemos si en un respaldo a los empresarios (El Espectador, 6.II.2014). El
problema lo explicó Antony Silva a Blu Radio (7.II.2014). El espacio de esta
columna no permite que me amplíe. El Mintrabajo de entonces era el salomónico
Rafael Pardo, quien buscó quedar bien con los unos y con los otros. Como siempre,
los trabajadores (en este caso del fútbol) quedaron burlados
.
El 21.XII.18 el “Gobierno pidió a la
Fiscalía investigar declaraciones de Gabriel Camargo sobre fútbol femenino”,
anunció Noticias Caracol (TV). Poco a poco el tema se fue diluyendo, por los jolgorios
Navidad y Año Nuevo
. El señor Camargo no decía nada. Apenas el 9 de enero de
este nuevo año vino a presentar disculpas (revista Semana), en un comunicado en
el que habla de respeto por los derechos laborales, personales y fundamentales
de las jugadoras, de no discriminación, de otras consideraciones y concluye: “…
me retracto de las afirmaciones generalizadas que hayan podido ofender a
quienes hacen parte de la práctica del fútbol femenino”.
Lo que cabe preguntarse es si esto
lo sana que sana todo y en qué va la demanda que el Gobierno supuestamente le
interpuso ante la Fiscalía, según Noticias Caracol (TV)
. ¿Amaneció y no vimos
nada? 15.II.19

Este es un espacio de opinión destinado a
columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas
pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a
este fin por el blog Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición
de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *