Chambú, la película perdida

Por Jorge Dueñas Romo
[email protected]

Guillermo Edmundo Chaves en el año de 1946 dio a conocer la que para muchos es una de las obras literarias más importantes en el ámbito creativo colombiano: “Chambú”, en la cual describe de manera admirable los suplicios de los trabajadores de las canteras en la construcción del ferrocarril al mar; los amores de Ernesto Santacolma; los paisajes propios del departamento; además de realizar un gran trabajo lingüístico al incorporar infinidad de decires propios del habla popular. Solo podemos decir que esta novela debería ser de lectura obligatoria para cualquier persona que sienta en el alma el ser Nariñense y sin duda alguna a quién lo haga lo conmoverá en lo más íntimo de su ser.

Ahora bien, el objeto de la presente columna no es ahondar en la obra del mencionado autor, de la que ya mucho se ha dicho, sino recordar que la misma sirvió como inspiración para que Enrique Gutiérrez y Simón, director técnico de la Productora Cinematográfica Colombia National Films, decidiera en compañía de algunos de sus socios, entre ellos Alejandro Kerk, quien también sería el director, producir una película que narre los acontecimientos relatados en “Chambú”. Para ello la producción se dispuso en Nariño a inicios de los años 60 aprovechando los paisajes propios del departamento y que bien son descritos en la obra; culminando con éxito la grabación de la primera película producida en nuestro departamento. Desafortunadamente pocos tuvieron la posibilidad de ver proyectada la obra final, pues los negativos originales fueron llevados por el Director Alejandro Kerk a Europa donde los comercializaría en distintas versiones, pero sin regresar nunca más a Colombia ni enviando copia alguna para ser distribuida y sin tener certeza tampoco de alguna copia realizada en territorio nacional, la película puede estimarse perdida, situación extensible al guion de la misma, sin que ello signifique perder la esperanza que en un recóndito lugar se la pueda encontrar.

Tan solo por casualidades de la vida se conocen algunas muestras de la producción; por ejemplo, el hecho que alguien haya donado algunos negativos y al analizarlo se dieron cuenta que correspondían a escenas de la filmación de la película, resultados que fueron mostrados por primera vez en el quinto Festival Internacional de Cine de Pasto y posteriormente en la decimotercera versión de tal evento de una manera ya más consolidada y con material adicional a través del documental producido por Rafael Poveda “Chambú, memorias de la primera película Nariñense”.

El fin último de este relato es presentar como la prensa regional fue reportando el paso a paso de todo el proceso de producción a través de algunas fotografías del diario “El Radio”, muy popular por aquellas épocas, obtenidas de algunas breves indagaciones en la red, que además nos permiten evidenciar la magnitud del acontecimiento que se vivió en Nariño por aquel entonces. E insistir, en como ya se dijo, no renunciar a la posibilidad de que la película pueda ser encontrada y presentada al público Nariñense.


Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin por la página Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.