Plan de desarrollo de Pasto “mentiroso”

El despertador del sur
Por: Jorge Arturo Bravo

Después de haberme recorrido más de veinte países tanto de América como de Europa, Asia y África, en un viaje imaginario a través de la lectura de la magna obra de Pablo Neruda, “Confieso que he vivido”; después haber conocido el sufrimiento que padecen quienes han vivido un secuestro, con la obra de nuestro Premio Nobel de Literatura, Gabriel García Márquez, “Noticia de un Secuestro”; después de haber conocido el bajo mundo del narcoterrorismo y el sicarito juvenil que se vivió en Medellín en la década de los ochenta, con la obra de Jorge Franco “Rosario Tijeras”.

Luego de infiltrarme en la alta sociedad aristócrata de Pasto, de conocer el infierno que vivió una señorita estudiante de un colegio religioso por el delito de haberse enamorado de quien no pertenecía a la alcurnia de la familia, que la condenaron al más duro calvario, para tapar sus desliz amoroso, con la novela más bella de todas las que se han escrito en Nariño, “Gritaba la noche” del novelista tuquerreño Juan Álvarez Garzón, entre otras obras literarias que he leído en estos tiempos de pandemia…

Pasé a leer la “magna obra” del odontólogo, hoy concejal de Pasto Gustavo Núñez, obra titulada “Plan de Desarrollo Municipal” para ser implementado en el municipio de Pasto en el periodo 2020 – 2023 y que tanto luchó para que sea aprobada por sus compañeros cabildantes, del gusto que me había producido las obras reseñadas anteriormente, esta sí que me causó rabia y decepción, ¡claro! no era para menos el “gordito Núñez” no es escritor es simplemente un mal político.

Y me decepcionó este PDM porque es mentiroso, por ejemplo, a mí que me demuestre el doctor Núñez, cuáles son las 41 Instituciones Educativas que en Pasto vienen trabajando en Jornada Única; que yo sepa ninguna. Que me explique por qué allí no se habla de las 17 obras de las Instituciones Educativas que en la administración anterior fueron tumbadas, que se iniciaron las construcciones pero que hace más de dos años quedaron abandonadas y en el PDM no se dice absolutamente nada. Como estos dos ejemplos, hay muchos otros en este famoso PDM que no sé cómo “diablos” fue aprobado.

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin por la página Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *