“Holocausto del siglo 21”

Visión de mujer
Por Elsy Melo Maya
“¿Qué pasa en Venezuela con la
Salud? Simple, estamos en crisis, pero una comparable con la de un país que
padece los efectos de una Guerra Mundial, atribuible a la escasez de
medicamentos e insumos, las malas condiciones de los hospitales y la inseguridad;
causas que limitan y vulneran el ejercicio de la Medicina en el país. Esta es
la situación: los hospitales en 2017 tuvieron un 78% de escasez en
medicamentos, 75% en materiales médico-quirúrgicos y 76% de deficiencia en
catéteres y sondas, según la organización Médicos por la Salud
. Esto en los de
casos de la salud hospitalaria, pero si contamos las deficiencias en centros de
asistencia ambulatoria y los centros asistenciales creados por el
intergaláctico Chávez (+), seguramente las cifras serian 3 veces más
alarmantes.

Ni hablar de las medicinas para
pacientes objeto de trasplantes, con enfermedades de alto costo o VIH o
diabéticos, o para controlar la presión arterial, o las vacunas. En esta época
de éxodo masivo, segura estoy de que exportamos más de un científico en
potencia
que de mantenerse acá correría el riesgo de no lograr lo que sí pudo
el Dr. Jacinto Convit, llamado el “Héroe de la Salud Pública de las Américas”,
conocido por desarrollar la vacuna contra la lepra; recibió el Premio Príncipe
de Asturias de Investigación Científica y Técnica de 1987 y fue nominado al
Premio Nobel de Medicina en 1988. Falleció a los 100 años, en la época de la
Revolución Bolivariana Apocalíptica en el 2014.
La situación es grave: menores, mujeres y
adultos mayores abandonados y desnutridos, pestes erradicadas desde los años 30
como la tuberculosis, difteria y hasta la malaria, son nuestras nuevas
adquisiciones. Frases como: “Mi mayor temor es no tener medicinas para mi
tratamiento”, “Sí compro medicamentos ¿con que voy a compra comida?
”, “Llamé al
0800 salud y lo primero que me pidieron fue el carnet de la Patria”, son las
que circundan por doquier. ¿Es que acaso el clamor de un pueblo pidiendo un
canal humanitario para la salud no es suficiente para llamar la atención del
mundo? ¿Es que acaso no tener el Carnet de la Patria para los afectos al
régimen, equivale a tener una pijama a rayas que diferencia a los Nazi de los
Judíos?. En Venezuela cuando nos saludamos: Hola, ¿cómo estás? En el perfecto
dialecto de la venezolanidad, nos decimos: Bueno chico, aquí echándole bolas,
al menos con salud que eso ya es suficiente.” Paola Ocampo-Abogada
colombo-venezolana.
Febrero 26 de 2018

Este es un espacio de opinión destinado a
columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas
pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a
este fin por el blog Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición
de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *