Nuevo amanecer

Visión de mujer
Por Elsy Melo Maya
elsy.ya@hotmail.com

Ha quedado atrás un año lleno de retos, metas, propuestas, aspiraciones, realizaciones y fracasos.

En cada familia, en cada entidad, en cada persona, el balance de los 365 días del 2022, deben servir como insumo necesario e importante, para nuevamente emprender lo que serán otros 12 meses, en la búsqueda siempre, de un mejor vivir, de un mayor bienestar que en síntesis será siempre la búsqueda de la felicidad tan añorada y no en pocas ocasiones, malentendida y desafortunadamente pospuesta; por lo general, el ser humano tiende a no valorar lo que tiene y, en cambio, si sufrir por lo que espera, supeditando así a un hecho futuro, lo que debería ser hoy la felicidad.

Y en esta oportunidad, invitando a todos los profesionales y estudiantes de las diferentes áreas del conocimiento a ser cada día mejores, entendiendo el compromiso y la gran responsabilidad que se debe asumir ante la sociedad, comparto un párrafo del autor Daniel Habit de su libro Inquebrantables, que nos aporta una gran reflexión: “¡Los que trabajan duro avanzan… los que critican duro, siguen criticando, pero desde el mismo lugar! ¿O no? Los hábitos, las actitudes, la manera de enfrentar los conflictos, la disposición a ayudar a otros, la autoestima, la resiliencia, la riqueza espiritual y el amor son ejes fundamentales sin los cuales un título no es más que una hoja de papel. Es esta combinación de elementos la que nos permite convertirnos en inquebrantables”.

Y por supuesto no puedo dejar de invitar a la mujer para que igualmente se convierta en un ser inquebrantable: aquella que crea su propio camino, que persiste y persevera, que agradece tanto lo bueno como las experiencias fallidas para superarse, forja sus pensamientos, conoce la historia, pero no se entierra con el pasado y, por el contrario, aprende a construir su propia historia, es una persona segura, valiente y expresa su opinión libremente sin miedo a que no pueda ser del agrado de los demás, lucha por alcanzar lo que se propone, acepta y cuida su cuerpo como uno de los bienes más valiosos, identifica sus fortalezas y convierte sus aspectos negativos en oportunidades de transformación; cree en sí misma y se valora, conoce que cosas puede hacer bien y en cuáles debe esforzarse y superarlas.

Y para iniciar un nuevo año recordemos, que necesitamos buenos amigos que nos muestren firmemente los errores, que nos ayuden a descubrir los puntos ciegos y a conservar la sensatez, amigos para que con honestidad nos apoyen y nos digan la verdad que nos ayude a ser mejores cada día. Finalmente, y como lo dice el autor anteriormente citado, y si vamos detrás de la felicidad, no olvidemos que “no hay escusas para renunciar a lo que deseas, no hay razones para posponer lo que debe ser tuyo”; en relación con los sentimientos negativos que otras personas nos puedan producir: “no tengas tiempo ni espacio para algo tan insignificante”.

Les deseo a todas y todos, un año 2023 lleno de felicidad.

Enero 2 de 2023

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin por la página Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *