Villa Antigua no tenía vida

Manzanas verdes
Espacio por la convivencia y la cultura ciudadana
Por: LuccA
luccianolucio-melo@hotmail.com

Mucho tiempo ha transcurrido para que hoy en pleno cierre de fin de año las puertas del parque Grancolombiano en el sector de Villa Antigua, centro histórico de nuestro municipio, se abran al público que con mucha expectativa así lo esperaba.

La apertura del parque, como era de esperar, causó tal revuelo y sorprendió tanto, que nuestra bella Villa se vio colmada de una muchedumbre como nunca antes se había visto; cientos de carros y motos, gente caminando el sector, familias enteras atraídas por el espectacular alumbrado que impacta al paso de viajeros y transitorios vehículos que van hasta la frontera y que observan emocionados el imponente Templo Histórico con los colores de nuestra bandera, el espacio total del parque iluminado con sus arcos y columnas,  el gigantesco árbol navideño, el lago y la ruta que articula los distintos escenarios emblemáticos que guarda nuestro centro histórico dejando emocionados a chicos y grandes, propios y visitantes.

Cerrando ese recorrido, a la salida por la puerta lateral que da a la vía que lleva hacia la frontera, se encuentra una casita muy iluminada, cual casita de pesebre, que llama mucho la atención: es nuestro Museo Casa la Bagatela, en donde, atraídos por el sonido del dulce violín magistralmente interpretado por la maestra María Brazón, un grupo de danzas nos deleita con aires locales y todas las sorpresas que dentro de este rico patrimonio pueden encontrar y apreciar los visitantes conjuntamente con las  manifestaciones artísticas que engalanan este especial  encuentro con el  pasado. Nuestro Museo la Bagatela, un patrimonio que guarda todo un legado y valor patrimonial digno de ser visitado y recorrido, brinda la muestra permanente que narra los hechos acontecidos hace 201 años, al lado de otras exposiciones itinerantes que nos permiten disfrutar de su maravilloso espacio lleno de encanto y rico pasado.

Después de una celebración sin pena ni gloria de nuestro Bicentenario, donde se le cerraron las puertas   a todo un pueblo negándole el derecho a ser y tomar parte de este momento histórico que le pertenecía y frustrando la expectativa de ser parte de un acontecimiento tan significativo para sus habitantes, hoy desde nuestra visión creemos que el paso del Bicentenario no fue un hecho pasajero, sino que como momento histórico llegó para quedarse y es el punto de partida para una verdadera transformación con miras a un mejor futuro.

Nuestro municipio, y en especial nuestra Villa Antigua, reivindica ese frustrante momento Bicentenario con este espectacular alumbrado que sin duda llena de vida  un espacio por mucho tiempo criticado y menospreciado, y que hoy con sus luces y decorados da vida y alegría a todo el complejo histórico, eje de desarrollo es este espacio que guarda no solo historia y patrimonio, sino que representa el alma y la unidad de los pueblos y el gran potencial turístico que tiene Villa del Rosario en el contexto histórico.  

¡Bienvenidos todos quienes ven en Villa del Rosario la mejor opción para pasar un fin de semana, disfrutar en familia y pasar una Navidad cerca a la luz que nos brinda la esperanza, en un país que anhela convertirse en Potencia Mundial de la Vida y desea la Paz Total!

Villa del Rosario, 17 de diciembre 2022

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin por la página Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *