Los comerciantes de la Galería

Por Silvio Castillo Ortega
[email protected]

Me dirijo a ellos, con todo respeto, para analizar la situación que ellos están viviendo en este mundo cambiante de la economía.

En la actualidad, cada día vemos que se implementan tiendas, graneros, famas, supermercados, revuelterías, en los diferentes barrios de las poblaciones, en un proceso de descentralización, lo cual hace que la gente ya no vaya a la galería a hacer sus compras y por esta razón, el volumen de ventas, poco a poco, esté disminuyendo.

Las galerías en muchas poblaciones se han cerrado o se les ha dado otro destino. Esto hace que sus vendedores instalen sus negocios en sus casas, ajustándose a las normas de higiene y salud para poder trabajar tranquilamente, bajo la protección y el acompañamiento de las autoridades.

Hoy en día, se construyen centros de abasto para los mayoristas, a donde acuden los minoristas a surtirse. Estos centros se construyen en sitios estratégicos, donde hay facilidades para el acceso, la movilidad, la comercialización y el parqueo de sus vehículos.

Si estos proyectos están bien diseñados, todos ganan: los vendedores, la población y los comerciantes.

Los espacios desocupados, tendrán un destino importante de acuerdo a las iniciativas y emprendimiento de las autoridades, donde podrán impulsar la cultura, el deporte, la recreación, la diversión, el orden, el embellecimiento y el control de la población. Es una oportunidad tan valiosa, que no se puede desaprovechar.

“DAGUSTO” aportar participando en la construcción de un futuro promisorio para nuestra población que lucha por su progreso y para consolidar una paz duradera para su población.

Este es un espacio de opinión destinado a columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a este fin por la página Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba