Geopoder y soberanía – un camino posible

Por Pablo
Emilio Obando Acosta
Interesante la
lectura del nuevo texto del humanologo Carlos Santa María “Geopoder y soberanía
– un camino posible”, publicado en Chile. La profundidad en los comentarios, la
veracidad en las afirmaciones y, sobre todo, 
la sustentación de lo tratado nos permite afirmar que su autor es un
profundo conocedor y estudioso de la realidad mundial actual y un acucioso
crítico de  la situación política,
económica y social de nuestros días
.

En la
presentación de este formidable texto encontramos la descripción más exacta del
autor: “El amplio conocimiento del autor sobre política mundial y la
fundamentación documental aportada permite utilizar las apreciaciones
contenidas en el libro como información argumentada, válida
, obviamente sujeta
a la interpretación ideológica divergente, sin embargo, solvente en su soporte
conceptual. Los hechos actuales, con pasado y futuro, son vistos en el
presente, plenos de movimiento…”.
Carlos Santa
María confiesa que sintió dudas para materializar este texto, pero que “Aylan,
ese niño sirio de tres años fallecido el 2 de septiembre de este año en las
costas turcas, resultado del desplazamiento forzoso de miles de personas
producto de la intervención colonial en países de África y Medio oriente, me
determinó a continuarlo”. Y es que junto a datos, cifras y estadísticas en cada
una de sus páginas aparece la figura humana como causa y efecto de la gran
tragedia mundial que nos hunde en la miseria, la pobreza, el desplazamiento, la
guerra y el desprecio por los valores y culturas de quienes consideramos los
otros
.
Las redes
sociales se inundaron de mensajes de solidaridad en torno a la figura del
pequeño Aylan que con su trajecito rojo y sus desgastados zapatos de charol
flotaba entre las aguas de un mar cubierto de inmigrantes que pretendían huir
de la guerra y sus atrocidades. Pero el
mundo continuó silente ante ese drama que hasta nuestros días sufren cientos y miles de humanos que
hacinados en un endeble barco se enfrentan a los peligros de un mar sin comida,
agua o tan solo la seguridad de una esperanza para los suyos
. La desmemoria se apodera de los hombres
mientras otros dramas invaden las redes y otras tragedias los ocupan con la
nueva y extraña manera de sentirse comprometidos sin aportar  nada solido o efectivo en la búsqueda de una
solución. Y las guerras continúan y las tragedias y horrores crecen en nuestras
proximidades, en las lejanías, en las fronteras próximas o geográficas que
mutan como presagios de nuevas y esperadas desdichas.
Para Carlos
Santa María “En la vida no se puede caminar en silencio, ocultando la voz y la
presencia, con miedo al poder omnímodo. 
El compromiso por el otro, por la sociedad en equicracia, es mucho más
fuerte y me impele a proseguir pese a los riesgos que implica saber que la
mirada vigilante de la Corporatocracia está pendiente de ejercer su castigo a
los desobedientes”. Podemos decir que Carlos Santa María es un desobediente, un
pensador independiente, un ideólogo de nuevas posibilidades de existencias y
organizaciones y que conociendo las implicaciones de sus testimonios escritos
se atreve a publicarlos enfrentando el silencio de las masas y el desprecio de
quienes usufructúan el poder, pues en ultimas en este texto lo que se busca es
dejar un testimonio de nuestros días, de nuestros errores y equivocaciones como
hombres y como especie, de los atropellos cometidos contra la naturaleza y el
daño irreversible cometido a los ecosistemas en el desenfreno de la usurera
ganancia que destruye todo cuanto toca
con sus tentáculos de miedo, muerte, guerra, pobreza y miseria
.

Pero no es un
libro de desesperanza pues enarbola la bandera de la inteligencia al convocar a
una revolución pacífica mediante cambios en estilos de vida, identificando a
las corporaciones y organizaciones que dañan y lastiman a la sociedad y al
planeta.  Es, ciertamente, una invitación
a la concreción de un nuevo ser: honesto, valiente, valeroso y comprometido con
el planeta y su futuro. “Geopoder y soberanía- un camino posible”, es, en
síntesis “un libro para desarrollar procesos investigativos, en tolerancia, sin
cadenas, que expone un pensamiento liberador sosteniendo la militancia por la
paz como requisito sustancial pare el devenir humano
”.

Este es un espacio de opinión destinado a
columnistas, blogueros, comunidades y similares. Las opiniones aquí expresadas
pertenecen exclusivamente a los autores que ocupan los espacios destinados a
este fin por el blog Informativo del Guaico y no reflejan la opinión o posición
de este medio digital.

Author: Miguel Cordoba

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.